Información general

Última modificación: 16/06/2016 - 11:30

En qué consiste esta carrera?

El Grado en ADE tiene como objetivo formar en conocimientos teóricos y prácticos para desempeñar las tareas propias de la dirección, gestión, asesoramiento y evaluación de empresas y organizaciones, bien en el ámbito general de la empresa como en todas sus áreas funcionales.

En concreto, proporciona formación para identificar y anticipar oportunidades de mercado, asignar recursos, organizar la información, seleccionar y motivar a las personas, tomar decisiones, alcanzar objetivos propuestos y evaluar resultados

¿Qué se aprende?

El graduado en ADE adquiere el carácter de un experto, una persona práctica, con habilidades claras, experimentada en su campo, que pueda abordar problemas de gestión con criterios profesionales y con el manejo de instrumentos técnicos. Será capaz de:

  • Dirigir, gestionar y administrar empresas y organizaciones.
  • Conocer el funcionamiento de cualquiera de las áreas funcionales de una empresa u organización y desempeñar con soltura cualquier labor de gestión en ellas encomendada.
  • Valorar la situación y la evolución previsible de empresas y organizaciones, tomar decisiones y extraer el conocimiento relevante.
  • Elaborar y redactar proyectos de gestión global de empresas y organizaciones.
  • Emitir informes de asesoramiento sobre situaciones concretas de mercados, sectores, organizaciones, empresas y sus áreas funcionales.
  • Comprender y aplicar criterios profesionales y rigor científico a la resolución de los problemas económicos, empresariales y organizacionales.

¿Cuáles son las perspectivas profesionales?

El título de Grado en ADE forma economistas de empresa que pueden acceder al ejercicio profesional tanto en el sector público como en el privado.

En el sector público, pueden ocupar diferentes puestos en Administraciones internacionales, nacionales, autonómicas o locales. Por ejemplo, Inspectores de Hacienda, Corredores de Comercio, Economistas del Estado, Escala de Economistas de la Administración autonómica, Interventores, Administración Civil del Estado, Inspección del Banco de España, Inspectores de Trabajo y de la Seguridad Social, etc. También permite desempeñar la actividad profesional en el ámbito de la enseñanza.

En el sector privado, pueden dedicarse al ejercicio libre de la profesión o bien emplearse en los diferentes ámbitos de actividad de cualquier empresa.